Hygge, el secreto de la felicidad danesa

Hygge, el secreto de la felicidad danesa

Hygge, el secreto de la felicidad danesa

Desde que en 2012 la ONU comenzase a estudiar cuáles son los países más felices del mundo, Dinamarca ha encabezado la lista en los últimos 3 años situándose en el top3 del informe World Happiness Report. En 2015 y 2016 fue el primero y en 2017 ocupó el segundo lugar seguido de Noruega.

ramo de flores con pampa

¿Cuál es el secreto de los daneses para alcanzar la felicidad? El secreto está en el hygge, un término que no tiene fácil traducción y que para los daneses es más bien un sentimiento compartido, una forma de entender y disfrutar de la vida basada en los momentos de relax y confort con uno mismo o en compañía de amigos, de disfrutar de las cosas sencillas que nos brinda la vida. 

Hygge es abrir las puertas de tu casa, invitar a amigos a comer, prolongar la sobremesa en un ambiente acogedor pensado para disfrutar. Relajarse en el sofá para ver varios capítulo de tu nueva serie favorita. Levantarte tarde un sábado y desayunar en la cama con un libro. Hygge es vivir en el momento, disfrutar del ahora.

Aunque es cierto que los daneses llevan siglos practicando este estilo de vida, una reciente publicación de 2016 ha conseguido que vuelva a estar en boca de todos. Tanto, que en este mismo año fue uno de los términos más buscados en Internet. Se trata de Hygge: La felicidad en las pequeñas cosas, de Meik Wiking.

hygge poster

Estos son algunos de los consejos que la autora comparte para una vida hygge:

  1. Dedica un tiempo diario a aquellas cosas que te hagan sentir bien, como relajarte, cuidarte o pasar tiempo con los tuyos, mas allá de las obligaciones del día a día.
  2. Abre las puertas de tu casa: organiza cenas, invita a tus amigos, ponte al día con una amiga a la que hace tiempo que no ves… Salir de casa está muy bien, pero también es agradable disfrutar de tu casa en compañía.
  3. Siéntete cómodo en casa. Crea un espacio acogedor en el que apetezca estar y disfruta del espacio que has creado. Cuida la iluminación con velas, dedica un tiempo a poner la mesa bonita, decora con flores. En definitiva, cuida los pequeños detalles.
  4. Ponte cómodo y relájate. Di adiós a la ropa ceñida para estar en casa y pásate a la ropa cómoda (unos calcetines de lana, ropa de algodón, jersey oversize…). Disfruta de quedarte un sábado en la cama más tiempo de lo normal con una buena lectura y un café, ponte tu película favorita y acurrúcate en el sofá con una manta y una taza de té.
  5. Huye de ambientes que no sean agradables, como bares ruidosos o espacios en los que no te apetece estar. Disfruta del momento. Identifica esos momentos que te hacen sentir bien y prolóngalos, repítelos, disfruta de los pequeños placeres del día a día. 

Disfruta del momento, dedica una parte de tu tiempo a aquellas cosas que te hacen feliz en soledad o en compañía. Cuida los pequeños detalles para favorecer un estilo de vida que te lleve al bienestar en casa y con tus amigos. Presta atención al ambiente y entretente con todo aquello que te lleve a estar relajado y a gusto en casa. 

Un momento muy hygge es dedicar un rato a cuidar las flores Blooms y jugar con tu ramo para crear diferentes composiciones según pasan los días. ¿No os parece? 

chica con un ramo blooms

0 Comentario(s)